Me gusta este tipo de publicidad, me gusta que no tema a nada y que sea capaz de tratar con fineza cualquier producto del mercado. Hablo en genérico, claro, como si agrupara los anuncios que pongo a continuación con otras campañas, de otros lugares y de otros tiempos, y creara algo así como una excuela, al menos una tendencia…

Anunciar artículos relacionados con el disfrute del sexo se ha hecho siempre.  Tratarlos de un modo absolutamente cotidiano, menos.  Proponiendo su uso en cualquier momento o lugar, todavía menos.