No se engañen. Sea cuales sean sus posiciones, sus empresas o sus instituciones, públicas y privedas, deben reconocer que el canal múltiple que han abierto las redes sociales ha ocupado, en unos pocos años, muy pocos, un papel preponderante como medio de comunicación.

Facebook es hoy el cuarto pais del mundo, YouTube tiene más contenidos que los que jamás imaginaron las televisiones, Twitter actualiza y distrubuye información continuamente con cifras multimillonarias y efectos inmediatos, algunas cuentas en estas redes son seguidas por más gente que habitantes tiene España. Esto es así.  Vean este video de Erik Qualman…

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=sIFYPQjYhv8[/youtube]

Hoy por hoy, la gestión adecuada de mensajes y propuestas en estas redes, sin espejismos y sin abusos, puede llevar a posiciones de éxito con recorridos hasta ahora no imaginados. Ya va siendo tarde para planteárselo…